propuesta Socialista
por la Revolución Socialista Mundial
Nota de tapa
ENTRE LA BRUMA LONDINENSE, LA EDUCACIÓN PÚBLICA LANGUIDECE ABRUPTAMENTE
Escribió: Amalia Vargas Roja

Un joven de Tottenham expresa: “El sistema no cesa de favorecer a los ricos y de aplastar a los pobres. Se recorta el presupuesto de los servicios públicos. La gente se muere en las salas de espera de los hospitales después de haber esperado atención una infinidad de horas.

1.  Presentación

En la publicación Nº 45 de la revista propuesta Socialista iniciamos lo que será una serie de artículos relacionados con la crisis capitalista del sistema educativo en diferentes países y regiones.

España y Francia ocuparon su lugar, hoy, le corresponde al Reino Unido y más específicamente, me referiré a las transformaciones educativas que inició Margaret Thatcher en Inglaterra y que con el tiempo, las profundizaron y concretaron los otros primeros ministros británicos sin grandes diferencias entre los laboristas y los conservadores como: Tony Blair, Major, Brown y el actual David Cameron.

Con esos cambios se evidencia un proyecto nacional y mundial, no solo de la educación pública sino que por supuesto, hace referencia a un modelo de sociedad y consecuentemente, a los amarres políticos, ideológicos y laborales que procuran interiorizar  en unas personas y en otras. Hago esta separación porque la educación acompañada de la lucha de clases, en Inglaterra, como en la mayoría de los países, es un gran referente para definir las brechas profundas que se agigantan entre la minoría de privilegiados que sí pueden pagar una educación “diferente” y una mayoría excluida de una educación pública.

Siempre es saludable recordar que estos análisis de la situación educativa no deben desvincularse del entorno político, económico, social y cultural porque seríamos muy miopes si damos un  vistazo a lo educativo sin incorporar lo concerniente a la lucha de clases, las relaciones de poder y el sistema económico y político dominante que persigue la burguesía.

2.  Breve recorrido histórico

Un analista de la educación inglesa de apellido Cowen profundizó y expuso los cambios que se han suscitado en dicha educación desde finales del Siglo XIX.  De ese estudio y de otros artículos, luchas que han protagonizado, en este año, los estudiantes y los trabajadores ingleses y comentarios diversos es que esbozo a continuación, aquellas estrategias educativas que sin lugar a dudas, nos aclaran el rumbo de la política capitalista y que los burgueses han impuesto para lucrar con la educación y contribuir con la instrucción de mano de obra según los requerimientos y necesidades de esa clase social.

En Inglaterra, esas transformaciones intentaron que la educación contribuyera, a mejorar la tasa de ganancia y la apropiación de capitales y la burguesía encontró, en la educación, un vasto espacio para hacer sus negocios y ampliar sus utilidades montándose sobre los recursos públicos que les fueron entregados sin pagar un penique por los gobernantes, todos, con la misma careta  thacheriana.

A finales del siglo XIX se inicia, en Inglaterra, el proceso de separación entre la iglesia y el estado y este asume totalmente la dirección de la educación pública. Al inicio se proclama la gratuidad y obligatoriedad de la educación primaria y a partir de 1944 se pone el énfasis en la educación secundaria bajo el lema de igualdad de oportunidades educativas, además, hubo una coyuntura especial que necesitaba la formación de mano de obra ante la necesidad imperiosa de reconstruir un país después de la segunda guerra mundial.

Pero a partir de 1979 se introduce, en el espacio educativo, la privatización y la competencia económica con el fin de que la burguesía recuperara su tasa de ganancia la cual venía bajando desde los años 70.

Estrategias privatizadoras que se implementaron y que hoy día están acrecentadas:      

  •     Privatización de los centros educativos escolares y universitarios: Los directores  de las instituciones educativas se convirtieron en gerentes de empresas, contratando a su libre arbitrio, el personal docente y administrativo. Las universidades se vieron obligadas a entrar en el mercado y se han convertido en empresas privadas pues venden el conocimiento a los estudiantes, ofrecen, al mejor postor, los servicios de investigación y de consultorías. A los estudiantes universitarios les han duplicado y hasta triplicado el costo de la matrícula y los cursos en las escasas universidades públicas que subsisten ya que las universidades privadas proliferaron a partir de una reforma que se efectuó en 1988. En la actualidad, hay más de 150 universidades privadas con una dudosa calidad de la enseñanza y los estudiantes deben pagar sus estudios con créditos de la banca privada a intereses muy altos lo que ha provocado suicidios y profundas inestabilidades emocionales entre muchos jóvenes, pues al no tener trabajo, cuando finalizan sus estudios, optan por una salida desesperad
  • Controles de medición: Se implementaron pruebas estandarizadas y controles de calidad para los estudiantes y para el personal docente, incluidos los profesores universitarios, se iniciaron las aplicaciones de evaluaciones y mediciones del desempeño docente y del rendimiento escolar. Las escuelas son evaluadas según sus resultados que luego se publican para que los padres de familia escojan la escuela según su rendimiento.
  • Autonomía privatizadora: Esta estrategia permite el desmantelamiento de la educación pública y la reducción del gasto público  ya que cada centro de estudios debe “jugársela” a como pueda para poder subsistir. Es por ello que venden sus servicios de una y mil formas. Cada escuela o colegio define su curriculum, métodos de enseñanza, el horario, la distribución de las clases, tipo de docentes, para esto recibe un presupuesto escaso pero para sobrevivir vende y entrega su institución educativa a un empresario. De ahí que cabe preguntarse  en función de ¿qué? y de ¿quiénes? se educa. Pues en función de quien apadrine cada centro educativo. Observen los siguientes ejemplos de privatización de los servicios: 1. Las inspecciones escolares que las hacían funcionarios gubernamentales las hacen empresas privadas. 2. Los conserjes, guardas, secretarios, personal de cocina son contratados a empresas privadas. 3. La capacitación docente es suministrada por empresas privadas. 4. El mantenimiento de los edificios lo realizan empresas externas al gobierno. 5. Creación de centros nuevos como las llamadas “City Academies”  ubicados en barrios marginales que reemplazan a institutos públicos que ya existían. Patrocinadores privados las apadrinan pero observen el negocio que hacen: Los patrocinadores deben pagar hasta 3 millones de euros o menos por el costo del nuevo edificio y el gobierno les otorga la financiación gratuita de hasta 40 millones de euros, más de lo que invierte en una escuela común y silvestre. Esos empresarios se adueñan de lo que un día fue construido con dinero de todos los contribuyentes. Toshiba, el banco de inversiones UBS, la constructora Honda, clubes de fútbol e iglesias se están apoderando de lo que la educación pública. Estas instituciones arremeten contra los derechos laborales de los docentes, intensifican su trabajo, aumentan las jornadas laborales y prohíben la existencia de los sindicatos.  
  • Educación con base en las competencias necesarias para insertarse en las empresas privadas: La instrucción que se imparte promueve un futuro trabajador que sea flexible y adaptable para los horarios y destrezas que se requieran en las fábricas u otros centros de empleo. Su cerebro no debe emplearse para el desarrollo de un conocimiento científico e integral. Se necesitan conocimientos básicos para una producción instantánea. Todo este proceso político- educativo y pedagógico se les ha convertido en un bumerán,  pues la educación inglesa se ha desvestido y también está en una profunda crisis ya que se ha demostrado que los jóvenes cuando llegan por ejemplo, a un lugar a solicitar un trabajo ni siquiera tienen las destrezas necesarias para redactar una carta ni para leer instrucciones. Los gobernantes ingleses consideran que si hay una mayor participación de los empresarios y sus empresas en los espacios educativos públicos, la educación se verá beneficiada con la modernización, la eficacia y el rendimiento, es decir, los criterios de una fábrica (productividad, adaptabilidad) se trasplantaron a la escuela además, si protesta pierde el trabajo porque los ricos son los que concretan y definen quiénes laboran y qué imparten.

Este breve panorama nos muestra la destrucción de la educación pública inglesa en todas sus modalidades, desde primaria hasta la universitaria y que indudablemente, va ligada a la crisis del sistema capitalista en todos sus ámbitos. De ahí que se comprende la furia y la violencia con que los jóvenes, los desempleados y los trabajadores actúan en todas las ciudades de Inglaterra pues la exclusión, la desesperanza, el desempleo, la pobreza está tocando a la mayoría de las familias mientras una realeza decrépita utiliza los dineros de los asalariados para darse sus gustazos repugnantes.

Tenemos muchos desafíos por delante porque no basta con conocer la situación por la que atraviesa  la educación pública mundial sino que hay que profundizar más en las políticas que la burguesía teje porque con los dos artículos escritos queda más que demostrada que la educación la han convertido en una mercancía sin embargo, seguiremos incursionando en dilucidar otros aspectos ocultos y lo más importante: construir nuestra política educativa socialista y revolucionaria.

         Volver a Palabra Socialista