08 de noviembre del 2018. Declaración de la LSRar

FUERA EL G20

Fuera Trump, fuera la Unión Europea,

fuera todos los jefes capitalistas de la Argentina

La Liga Socialista Revolucionaria convoca al pueblo trabajador y a toda persona que se considere democrática a repudiar conjuntamente la reunión del G20 a realizarse los días 30 de noviembre y 1 de diciembre en Buenos Aires, porque es la cumbre máxima del poder de los capitalistas y del imperialismo mundial y:

8PORQUE vienen a cerrar todo tipo de acuerdos entre las diferentes burguesías para una mayor explotación de la fuerza de trabajo, para lo cual despliegan un ataque sostenido contra la legislación laboral cuyo precio ha sido décadas de lucha, persecución, encarcelamiento y sangre de los trabajadores en cada país. Los pulpos como Chevron, Monsanto, Techint, los grandes bancos, los monopolios mediáticos y las miles de empresas mundiales debaten, de fondo, cómo se sacarán de encima al 30% de la fuerza laboral sobrante en todo el mundo, y que una ínfima parte de la sociedad logre entrar definitivamente en la era de la robótica y la inteligencia artificial para salir de su crisis sistémica; para lo que también necesitan adecuar los sistemas educativos. El mismo ataque se despliega sobre los sistemas de salud y sobre los millones de trabajadores pasivos con las reformas previsionales –Brasil y Argentina son dos ejemplos– que buscan dar el golpe final sobre sus ingresos a costa de acelerar, en su último tramo, la muerte de las personas.

8PORQUE vienen a redoblar la injerencia territorial y a apropiarse como sea de los recursos hídricos –como el Acuífero Guaraní–, gasíferos, marítimos, mineros, petroleros, etc., que pertenecen a los habitantes de cada pedazo de la Tierra. Para capitalistas como Benetton, “señor de las tierras”, las muertes cancerígenas por el envenenamiento de las aguas y el aire, la modificación brusca del ecosistema o los asesinatos como el de Maldonado y Nahuel son “efectos colatelares” de su voracidad de ganancia.

8PORQUE vienen a ponerse de acuerdo qué mejores políticas represivas aplicarán –la deportación, la tortura, la muerte o la cárcel– frente al horroroso desparramo de cientos de miles de inmigrantes y refugiados que desde los países pobres arriban a las metrópolis en busca de sobrevivir, solos o con sus familias, huyendo de las guerras y el hambre. Así lo hace el jefe imperialista Donald Trump sobre los latinos y sus hijos, así lo hacen los gobiernos europeos sobre los africanos y quienes provienen de Medio Oriente, y así se preparan los Macri, los Bolsonaro y demás contra los inmigrantes bolivianos, paraguayos, venezolanos, todos trabajadores de pueblos hermanos.

8PORQUE vienen a cerrar negocios armamentísticos, de compra y venta de poderosos arsenales militares para ser utilizados sea en la represión interna, en las guerras actuales y futuras, o en la sola agresión entre las personas, como sucede en Estados Unidos. Como ejemplo basta saber que los presidentes de Rusia, Estados Unidos y China traerán 1.500 guardaespaldas cada uno y el despliegue militar en esos días es equiparable al de una guerra convencional cualquiera.

 

Como se ve, sobran los motivos para colocarse decididamente en la vereda de enfrente y buscar la más amplia unidad en el rechazo activo a los planes del G20 y a su presencia en la Argentina.

La LSR se declara enemiga de clase de cada uno de los gobiernos y los estados que se reunirán en Buenos Aires, y del argentino en particular que les abre las puertas y compite como alumno ejemplar de la ola racista, xenófoba, misógina, discriminatoria y represiva contra el pueblo trabajador para complacer a sus amos imperialistas.

Unimos nuestra voluntad y actividades al repudio amplio y democrático contra el G20 de todas las fuerzas políticas, sociales, estudiantiles, de género, sindicales; y sostenemos que el G20 no es el “neoliberalismo vs los países pobres”: es el poder mundial capitalista-imperialista y las burguesías locales que son sus socias menores (argentinas, brasileras o con cualquier DNI), que se siguen acomodando y preparando para dar nuevos saltos en la explotación de la fuerza de trabajo y la apropiación y redistribución de los recursos del planeta.

Para que la humanidad y el mundo sobrevivan,

el imperialismo y el capitalismo deben ser enterrados

 

REVOLUCIÓN SOCIALISTA INTERNACIONAL

O MÁS BARBARIE CAPITALISTA