Toda la estructura policial y judicial en EEUU está dentro del marco de un Estado policial

Análisis de: James Petras, aparecido en La Haine

 

Hay una desconfianza generalizada y miedo contra las autoridades. Pero el pueblo entiende que los únicos derrotados son los que no luchan. Y esa es la idea que circula ahora

El análisis de James Petras en CX36. Escuchar aquí: http://www.ivoox.com/analisis-james-petras-cx36-audios-mp3_rf_3831105_1.html

Efraín Chury Iribarne: Obama ha nombrado un nuevo jefe del Pentágono que es Ashton Carter y que dice un titular aquí que “afrontará la guerra contra el yihadismo y la retirada de Afganistán”. Y uno piensa, ¿el cerco a Rusia queda fuera de su responsabilidad o será el gran desafío que tendrá este nuevo jerarca del Pentágono? ¿En definitiva, cuáles son los datos sobre su trayectoria?

James Petras: Es una persona profundamente vinculada con el Pentágono, desde hace muchos años, en la planificación, la logística y el manejo económico de las finanzas del Pentágono, y en las armas que utiliza el Pentágono. Más que nada tiene una trayectoria que combina una orientación bastante militarista y con otra de funcionario técnico que maneja todas las compras y ventas de armas para ver que no se corrompan demasiado.

Pero a fin de cuentas él va a profundizar la política agresiva hacia Rusia porque es la línea generalizada de la cúpula en Washington y él es parte de esta cúpula. No debemos esperar ningún relajamiento de las tensiones y provocaciones contra Rusia. Me imagino que ellos van a seguir apoyando al gobierno golpista en Kiev, van a seguir las sanciones contra Rusia y van a continuar los ejercicios militares a la frontera con Rusia.

Y no es simplemente la cúpuula norteamericana. Alemania también está muy implicada en toda esta política. Está formando tropas para participar en las agresiones. Y más que nada está usando su poder económico en Europa para facilitar las sanciones, incluyendo presiones contra Bulgaria y otros países que pensaban profundizar sus vínculos con el oleoducto ruso y ahora han perdido esta opción porque Putin ha dicho que no va por la ruta de Bulgaria, va por Turquía. Eso va a perjudicar a Bulgaria en 400 millones de dólares anuales, para servir los intereses de Merkel, Alemania y Washington.

Entonces, no debemos ver ningún cambio significativo, y más que nada el nuevo ministro de Defensa va a tener incluso mejores relaciones con el nuevo Congreso derechista elegido en las últimas elecciones.

EChI: En los últimos días vimos miles de manifestantes en Nueva York y otras ciudades, expresando su rechazo al sistema judicial por los asesinatos de ciudadanos negros que han quedado impunes.

JP: Sí, hemos tenido una explosión de protestas y movilizaciones. Anoche en California los estudiantes se juntaron con los pobladores afroamericanos en grandes protestas, incluso enfrentamientos con la policía. También en Nueva York hemos visto, aquí cerca de donde vivimos, grandes protestas en Manhattan y otros lugares donde exigen que haya un cambio en la estructura política que maneja a la policía. Y eso es un problema, no simplemente por la policía, está derivado de la construcción de estado policial.

Incluso el alcalde liberal progresista Bill de Blasio dice que el problema no es simplemente racial, es sistémico. Significa que la verdadera estructura norteamericana está construyendo un estado policial independiente de la autoridad de algunos funcionarios locales que deben pensar en cómo cambiarlo. El mismo alcalde que está casado con una afroamericana, tienen niños afroamericanos, dice que ahora tiene que avisar a sus hijos cómo portarse cuando la policía los para en la calle.

El gran tema es la impunidad. Y no simplemente de la policía. Cuando hablamos de las fuerzas de seguridad hay procuradores, jueces, jurados que están organizados desde el Estado. Toda la estructura policial y judicial aquí está totalmente dentro del marco de un Estado policial. Por eso hay una explosión de protestas.

Y más allá de las protestas, hay una desconfianza generalizada y miedo contra las autoridades. Mucha gente simpatiza con los manifestantes pero no se atreve a participar por miedo a que, si son encarcelados por la policía, pueden perder su trabajo.

Pero lo que es interesante en este caso es el hecho de que el pueblo entiende que los únicos derrotados son los que dejan de luchar. Y esa me parece que es la idea que circula ahora. El hecho es que el pueblo en general, no sólo afroamericanos, está en pie de lucha contra este Estado policial. Es la primera vez que hemos visto a escala masiva, ese reconocimiento de que vivimos, no bajo una democracia, sino de una democracia como fachada por un estado policial.

EChI: Bien Petras, cambiamos de tema. En la nominación del nuevo gabinete de Tabaré Vázquez se nombró a Nin Novoa como canciller de la República, y la primera declaración que hizo fue a favor de un ingreso prácticamente inmediato en las alianzas y los planes transpacíficos, que como sabemos lleva adelante EEUU. Y también en Tratados de Libre Comercio, es decir TLC. ¿Qué son los Planes Transpacíficos, la Alianza del Pacífico, y qué significan los TLC justamente como premio a quienes ingresan a eso?

JP: Transpacífico es una estructura económica que compite con el Mercosur y otros ámbitos de la integración latinoamericanista. El Transpacífico es un proyecto organizado por EEUU, que tiene dos metas en particular. Primero, romper la solidaridad e integración latinoamericana. Segundo, construir una organización de gobiernos latinos y asiáticos que excluya a China. Es parte de la estrategia norteamericana de limitar las relaciones entre países asiáticos y latinoamericanos con China y volver a ponerlos bajo la hegemonía y dominación norteamericana.

Más allá de los aspectos económicos, están las dimensiones políticas, quedar bajo el liderazgo, la dominación y el dictado de las políticas externas por EEUU. Es un instrumento para una nueva guerra fría contra China en la parte del Pacífico.

Y no hay duda que la llegada de Tabaré Vázquez representa una derechización de la política en Uruguay, junto con lo que está pasando en Brasil, donde el nuevo gobierno de Dilma Rousseff ha dicho que nombra a Joaquín Levy [como ministro de Hacienda]. Y Levy declaró una guerra contra la política de bienestar social, todos los programas sociales. Es un "Chicago Boy" que busca fortalecer las enormes tasas de ganancia del sector financiero y las propuestas son de recortes brutales a las transferencias sociales a los trabajadores, los desocupados, los pensionistas, la bolsa de familia.

Es una guerra declarada. Como en Brasil contra la clase obrera, en Uruguay la derechización pasa por una guerra contra el integracionismo latinoamericano. Estamos frente a dos gobiernos, Rousseff en Brasil y Tabaré Vázquez en Uruguay, que son enemigos del progreso que hemos alcanzado en América latina en los años entre el 2000 y 2012.

Ahora tenemos que enfrentar gobiernos clara y fanáticamente neoliberales que buscan profundizar los intereses del capital financiero, agronegocios y también la política militarista de EEUU. No debemos seguir hablando de progresismo, ni en Brasil ni en Uruguay.

EChI: ¿En qué otros temas has estado trabajando?

JP: Voy a tocar varios temas. Tenemos el hecho de que Israel bombardea el aeropuerto y zonas militares cerca de Damasco en Siria. Más allá del daño material, debemos reconocer que esta ofensiva israelita coincide, está coordinada con los terroristas en Siria. Israel está haciendo el trabajo sucio en Siria para ayudar al ISIS, el grupo terrorista que está matando y descabezando presos políticos y presos de guerra. Israel otra vez está involucrado en una política de la ultraderecha terrorista, como lo hizo asesorando a Guatemala y El Salvador durante la Guerra Sucia que resultó con más de 200.000 muertos en los años 80.

Israel es el enemigo de la humanidad, y todos los aliados de Israel en el exterior son cómplices de esta política de apoyar a los terroristas. Pero nadie habla de las coincidencias entre Israel y el ISIS, los terroristas. Incluso en EEUU tenemos una casta de judíos sionistas que abiertamente pueden donar en una noche 29 millones para financiar la destrucción y agresiones israelitas. Esa es una cosa insólita en la historia. EEUU habla de luchar contra el terrorismo mientras en casa no toca los poderosos grupos sionistas que financian el ejército que está haciendo terrorismo bombardeando a Siria y apoyando al ISIS.

Y el otro asunto que quiero tocar finalmente es la agresión norteamericana contra Venezuela. La embajada norteamericana en Caracas es un nido de subversión, no tiene ninguna función diplomática. Todos los días y a todas horas funcionan los canales construidos desde la embajada hacia los opositores violentos en Venezuela. Y por fin el presidente Maduro ha dicho que va a tomar medidas.

No sé en qué grado, me imagino que podrán retirar a los embajadores, puede limitar las relaciones diplomáticas, puede llegar a romper relaciones políticas. No sabemos, pero la subversión norteamericana en Venezuela es muy violenta y constante. Y particularmente en el año 2015, año de elecciones municipales, Washington va a hacer todo lo posible para desestabilizar el gobierno en Caracas y buscar una alternativa más en la línea de la derechización latinoamericana.

Extractado por La Haine