Desplaza Israel tanques hacia Gaza, sin cesar ataques aéreos

Publicó: Argenpress

 

El Ejército de Israel anunció hoy el despliegue de decenas de tanques con sistemas antimisiles hacia la frontera con Gaza, un día después de que uno de sus frecuentes ataques aéreos hirió aquí a dos palestinos.

 

Medios periodísticos palestinos rechazaron las declaraciones del jefe militar israelí, general Gabi Ashkenazi, quien justificó los movimientos intimidatorios como una acción de protección frente al lanzamiento de cohetes por parte de milicias de la resistencia.

 

Según el oficial sionista, los tanques están equipados con un sistema de defensa de misiles y serán efectivos ahora que -afirmó- los palestinos están usando cohetes capaces de penetrar ese tipo de blindados.

 

Los sistemas antimisiles pueden detectar proyectiles lanzados contra Israel y abatirlos antes de que impacten a los tanques, precisó.

 

Voceros del Movimiento de Resistencia Islámica (Hamas), que controla la franja desde 2007, negaron las versiones de Ashkenazi y las atribuyeron a una campaña para tratar de involucrar a Irán en el supuesto suministro de cohetes del tipo Kornet, de lo cual Tel Aviv no ha presentado ninguna prueba.

 

La especulación se suscitó a raíz de que el jefe castrense israelí reveló el martes que militantes islamistas dispararon a comienzos de diciembre, por primera vez, un cohete Kornet que dañó a un tanque de su Ejército.

 

Fuentes de la resistencia y de la parte israelí coincidieron, por separado, en valorar de tensa y potencialmente explosiva la situación en la frontera de Gaza, sin descartar un progresivo y peligroso deterioro.

 

De hecho, el martes aviones militares al servicio de Tel Aviv hirieron a dos personas durante bombardeos contra un túnel en la zona de Rafah, fronteriza con Egipto, un supuesto centro de entrenamiento de Hamas y una fábrica de armas cerca de esta ciudad capital de Gaza.

 

El pasado sábado, la aviación sionista lanzó misiles contra otras áreas del enclave con un saldo de cinco palestinos muertos, una acción considerada la más letal desde la devastadora ofensiva Plomo Fundido que causó más de mil 400 muertos a finales de 2008 e inicios de 2009.

 

Grupos islamistas radicados en el enclave dispararon el martes un proyectil que impactó cerca de una zona residencial en el sur de Israel e hirió levemente a una joven, según confirmaron luego fuentes israelíes.

 

Estados Unidos e Israel de nuevo aislados contra pueblo palestino

 

Estados Unidos e Israel volvieron a quedar en un casi absoluto aislamiento al votar en contra de una resolución sobre el derecho del pueblo palestino a la libre determinación aprobada por la Asamblea General.

 

El documento fue adoptado por 177 países a favor, con el rechazo de Washington y Tel Aviv, acompañados por los pequeños Estados del Pacífico Nauru, Micronesia, Islas Marshall y Palau.

 

También hubo cuatro abstenciones: Canadá, Camerún, Tonga y Congo Democrático.

 

El texto cuenta con dos puntos resolutivos, el primero de los cuales reafirma el derecho del pueblo palestino a la libre determinación, incluido a un Estado de Palestina independiente.

 

El otro insta a todos los Estados y organismos especializados y del sistema de la ONU a continuar su apoyo y asistencia al pueblo palestino "para la pronta realización de su derecho a la libre determinación".

 

En su parte introductoria el acuerdo de la Asamblea menciona una larga lista de instrumentos y documentos internacionales relacionados con esa prerrogativa, los derechos humanos y la descolonización.

 

Asimismo, los que tratan sobre la construcción por Israel de un muro en el territorio palestino ocupado, como una acción que "menoscaba gravemente el derecho del pueblo palestino a la libre determinación". También apunta la necesidad de reanudar y acelerar las

 

negociaciones en el Oriente Medio en busca de "un acuerdo de paz justo, duradero y general entre las partes palestina e israelí".

 

La resolución aboga por el respeto y preservación de "la unidad, contigüidad e integridad territoriales de todo el territorio palestino ocupado, incluido Jerusalén Oriental" y reafirma el derecho de todos los Estados de la región a vivir en paz dentro de fronteras seguras y reconocidas internacionalmente.

 

A finales de noviembre, Washington y Tel Aviv quedaron casi en solitario en su voto negativo contra seis resoluciones aprobadas por la Asamblea sobre varias cuestiones vinculadas al conflicto en el Medio Oriente.

 

Los textos trataban sobre el Comité para el ejercicio de los derechos inalienables del pueblo palestino, la División de la Secretaría de los Derechos de los Palestinos, el Programa especial de información sobre la cuestión de Palestina, el Arreglo pacífico de la cuestión de Palestina y los casos de Jerusalén y el Golán sirio.

 

En todas esas votaciones, las delegaciones norteamericana e israelí sufragaron de manera negativa, con el exiguo respaldo de Islas Marshall, Micronesia, Palau y Nauru.

 

Solo Australia se unió a Washington y Tel Aviv en cuatro de esas resoluciones, Canadá lo hizo en la misma cantidad, pero en distintos textos, y Japón y Nueva Zelanda en una, también diferentes.