Reflexiones sobre las luchas por la educación pública en Centroamérica

La educación pública bajo ataque neoliberal

Escribió: Marcos Luna, el 17 de septiembre del 2010

En el último mes Centroamérica ha sido sacudida por luchas -de distinto alcance y envergadura- en oposición a la contrarreforma educativa, que debe entenderse en el marco de la implementación del TLC Centroamérica-USA. Esta contrarreforma es además apuntalada por los “paquetazos” fiscales que los 6 gobiernos del área han aplicado como producto de las políticas que la burguesía llevó adelante para salvar a los grandes ricos de la crisis económica que ellos mismos habían producido.

Guatemala. La ocupación de la USAC.

En este mes hemos visto la lucha en la Universidad de San Carlos, Guatemala, donde centenas de estudiantes (apoyados por varios miles) ocuparon las instalaciones e iniciaron su lucha por tener derecho de representación en el gobierno universitario, esta lucha rápidamente se convirtió en una lucha en defensa de la autonomía universitaria y de la educación pública. La ocupación cumple ya más de un mes.

En una entrevista, tres de los dirigentes de la Asamblea de Estudiantes por la Autonomía (EPA) buscando explicar las raíces de su conflicto señalaban: “Podemos decir, aunque hoy día este vocabulario lo quieran hacer pasar por algo fuera de moda, que se trata del problema de la lucha de clases. Porque eso, sin dudas, sigue existiendo; y en la universidad se evidencia. Hay distintos proyectos de universidad: uno elitista, para unos pocos, con universidades privadas funcionales a las grandes empresas con estudiantes y profesionales despolitizados, con dirigentes estudiantiles comprados. Todos estos grupos conservadores, de derecha en términos políticos, que se mueven con actitudes mafiosas, representan un modelo de universidad, y que son los que se han enquistado desde hace años en la San Carlos, la pública, con esta ideología privatizadora. Y hay un proyecto de universidad comprometido con los problemas populares, que es a lo que apuntamos nosotros: una universidad del pueblo y para el pueblo. Nuestra lucha es contra la privatización de la educación superior. Obviamente esos dos modelos chocan.” (….) “Por todo eso, viendo cómo está la situación de nuestra casa de estudios es que consideramos que se hace imprescindible una verdadera y profunda Reforma Universitaria.”

Costa Rica: La lucha por el presupuesto universitario.

En Costa Rica hubo un mes de lucha por un presupuesto justo para las universidades públicas y una lucha de cuatro días contra la traición que significaba el Acuerdo entre el gobierno de Laura Chinchilla y los Rectores, que básicamente traicionaba los objetivos de esta lucha y señalaba un compromiso de los rectores para aplicar la política del Banco Mundial a la universidades.

La traición del CONARE, llevó a las ocupaciones de las rectorías de la UCR y la UNA, así como de varias sedes regionales y edificios. En respuesta a esta “rebelión universitaria” las autoridades universitarias desataron una campaña de odio contra la FEUCR y el SINDEU, que consistió en un cierre institucional de 2 días, un amago de “marcha blanca” en apoyo a la Rectora y un intento de criminalización de los dirigentes de la rebelión.

Silvia Herrero Rodríguez, presidenta de la FEUCR, respondiendo a la campaña de odio decía: “Creemos que la campaña de calumnias que se lleva adelante en nuestra contra solo puede tener un nombre: es una campaña de odio por lo que significa la universidad pública, gratuita y de calidad y contra quienes luchamos consecuentemente por ella. Quienes nos llaman intransigentes, no dicen que el acuerdo firmado por el CONARE profundizará el modelo de venta de servicios en nuestra universidad, que nos sujeta a una reforma fiscal antipopular, que constriñe las posibilidades del trabajo estable y el estudio digno, limita el acceso de los sectores populares a la educación pública y amenaza los derechos estudiantiles. En la última negociación entre el CONARE y el gobierno la única perdedora es la educación superior universitaria y nosotros y nosotras hemos dado voto de defenderla hasta el final este es el compromiso de la Federación de Estudiantes porque como dice el Manifiesto Liminar de la Reforma de Córdoba: “Los dolores que quedan son las libertades que faltan.” Seguiremos pues luchando por las libertades que aún nos faltan en la Universidad de Costa Rica.”

Honduras: Del golpe de Estado a la contrarreforma educativa.

En Honduras, -pese al “maquillaje electoral” del Golpe dde Estado y los esfuerzos de los gobiernos de Funes en El Salvador y Chinchilla en Costa Rica, por “normalizar” la situación internacional de Honduras, y pese también a la derrota que sufrió el pueblo trabajador hondureño producto de la política de pactos y desmovilizaciones del “melismo”-, se siguen dando importantes luchas que amenazan con desestabilizar nuevamente todo el cuadro.

Por ejemplo, este 7 de Septiembre se produjo un paro cívico nacional convocado por el Frente Nacional de Resistencia Popular. Allí “miles de personas se movilizaron (…) para repudiar” y “exigir que se detenga esta ofensiva neoliberal contra los pobres”. De acuerdo con el Frente, hubo actividad resistente además de Tegucigalpa, en San Pedro Sula, Choluteca, Copan, El Progreso, La Ceiba, Colon Comayagua, Catacamas, Tela y Danlí.” Las peticiones que articularon esta movilización nacional eran: “el aumento al salario mínimo; b.) El aumento general a los empleados públicos; c.) El rechazo a las leyes que el régimen de facto promueve para impulsar el trabajo temporal y por horas; d.) La eliminación de la ley de inversión público-privada. e.) La solidaridad con la lucha de los trabajadores de la UNAH, f.) La defensa del decreto 18-2008, que da ciertas garantías a los campesinos g.) El rechazo a la privatización de los recursos naturales, que se oculta de manera falaz tras la fachada de producción de energía renovable.”.

Pocos días antes del Paro Cívico Nacional, dos hechos habían conmovido a la sociedad hondureña y en muchos sentidos abrieron el camino del Paro Cívico. El primero fue una extensa huelga de docentes de secundaria que exigía: 1) El reintegro de 3600 millones de Lempiras (US$ 190.5 millones) que fueron saqueados por Micheletti de los fondos del Instituto de Previsión del Magisterio (INPREMA). 2) La no aprobación del Proyecto de Ley General de Educación. 3) La destitución del Ministro de Educación Alejandro Ventura. 4) Respeto al estatuto docente. 5) cese de la represión a los docentes en paro de labores. El segundo hecho, fue una nueva intervención de los cuerpos represivos del Estado ena la Universidad Nacional Autónoma de Honduras, para poder iniciar “normalmente” el curso lectivo.

Esta última violación a la autonomía universitaria, tenía el verdadero objetivo de desalajar la toma de la universidad, disolver la huelga de hambre y detener a los dirigentes del SITRAUNAH, que vienen desde hace cuatro meses luchando por la reinstalación de trabajadores despedidos en clara violación de la convención colectiva de trabajo. Aunque muchos de los dirigentes lograron huir de la policía, una jueza capitalina emitió 22 órdenes de captura, tres de los dirigentes sindicales perseguidos ya se encuentran presos.

Gobierno y Rectores aplican la política imperialista del Banco Mundial.

Vemos una curiosa similitud entre la supuesta “democracia centenaria” costarricense, el gobierno espurio hondureño y la administración oligárquica y racista guatemalteca: todos tienen la misma política de reducir el presupuesto educativo y en especifico el rubro de salarios docentes, todos buscan recortar la autonomía universitaria, todos tienen un estado de guerra declarado contra los sindicatos docentes y universitarios y todos tienen la colaboración de los rectores para aplicar sus planes antiuniversitarios y represivos.

Por ejemplo, la Rectora de la UNAH Julieta Castellanos solicitó y autorizó el ingreso del ejército a la Universidad e inmediatamente después suspendió las clases por una semana para evitar protestas de los sindicatos y los estudiantes.

Curiosamente, también en Costa Rica la rectora Yamileth González para cortar de raíz la rebelión contra el Acuerdo CONARE-Gobierno ordenó un cierre de 2 días en: aras de asegurar la integridad y seguridad de todos los miembros de la comunidad universitaria.”, luego junto con la mayoría mecánica del Consejo Universitario aprobó una resolución que solapadamente busca criminalizar a los dirigentes estudiantiles y sindicales que participaron de las ocupaciones del 26 y el 30 de Agosto.

Vemos pues como en toda Centroamérica hay una unidad en el tipo de plan que aplican el imperialismo y la burguesía para la educación, en este plan juegan un papel estratégico las rectorías de las universidades, pero más importante aún es que en el mismo momento surge una nueva generación de luchadoras y luchadores estudiantiles y sindicales que se plantean cada vez más la necesidad de la lucha por una Reforma Universitaria, al viejo estilo de la Reforma de Córdoba.

Nuestra tarea es potenciar esta tendencia y buscar hacer confluir esta nueva vanguardia sindical y estudiantil centroamericana en un solo caudal, todo nuestro esfuerzo debe ser porque la crítica a la Universidad de clase sea el primer momento de la crítica a la sociedad de clases.


Recuadro Nº 1: ¿En qué consiste la contrarreforma educativa?

La aplicación de las políticas del Banco Mundial y en específico la aplicación de los requisitos y acuerdos de implementación del CAFTA tiene un efecto político sobre la educación pública tanto universitaria como secundaria.

Estos ajustes podrían resumirse en siete aspectos: 1) Deteriorar de todas las formas posibles las condiciones de trabajo en el sector educativo (extensión de la jornada docente, trabajo interino, por servicio profesional, por horas, etc.). 2) Atacar a los sindicatos universitarios y docentes y sobretodo a su derecho de huelga y de negociación colectiva. 3) Profundizar todos los mecanismos de concesión y privatización solapada para que sobre la base de la fusión de intereses públicos y privados se cree una mafia universitaria gerencial. 4) Modificar los regímenes de pensiones de los trabajadores universitarios y de secundaria para que éstos ingresen a la esfera financiera o que funcionen como caja chica del Estado. 5) Crear políticas de exclusión de los estudiantes y de elitización social de la educación que apuntalen los negocios de las universidades privadas o de los fondos de préstamos para educación. 6) Fortalecer el comando autoritario y vertical de todas las autoridades educativas (Rectores, directores, etc.) 7) En la medida de las posibilidades recortar la autonomía de las universidades públicas.


Recuadro Nº 2: El Banco Mundial opina sobre la Autonomía Universitaria.

Enseñanza superior. Hay espacio significativo para el sistema de enseñanza superior para mejorar, en términos de acceso, calidad y relevancia. No obstante, los mecanismos de financiamiento tradicionales usados en Costa Rica, combinados con autonomía universitaria, limitan la capacidad del gobierno de influir enormemente el sistema. Se requiere la búsqueda de mecanismos de financiamiento flexible y de otros incentivos para promover las mejoras en los programas y el desempeño universitario.”

Fuente: Competitividad en Costa Rica. Documento del Banco Mundial y el gobierno de Costa Rica. 11/06/2009.


El presente texto será editado en el Nº 27 de la revista Socialismo Hoy.