Indocumentados en EEUU y gitanos en Europa

Despliegue sin precedente de infraestructura, tecnología y personal: Janet Napolitano

EU deportó a 392 mil inmigrantes en el año fiscal 2010; es cifra récord, celebra


Escribió: David Brooks en La Jornada, México, el 7 de octubre del 2010


El gobierno de Barack Obama se congratuló hoy al anunciar que ha logrado deportar una cifra récord de personas y que ha auditado y penalizado a más empresas por contratar inmigrantes ilegales en dos años, que el total del gobierno anterior.

Al enfatizar que las políticas de aplicación de las leyes de inmigración del gobierno de Obama son más firmes y efectivas que nunca, la secretaria de Seguridad Interna, Janet Napolitano, y su jefe del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE) John Morton, anunciaron hoy que en el año fiscal 2010 lograron remover un total de 392 mil inmigrantes –más que nunca según ellos. Esto representa un incremento de más de 23 mil deportaciones en total sobre las estadísticas de 2008. La mitad de los deportados, más de 195 mil, eran criminales, un incremento de 81 mil más en el rubro de delincuentes, lo cual representa un aumento de 70 por ciento comparado con el gobierno de George W. Bush.


Este gobierno se ha enfocado en aplicar nuestras leyes de migración de una manera inteligente y efectiva que da prioridad a la seguridad pública y la seguridad nacional, y hace que los empleadores que de manera consciente y repetida violan la ley, rindan cuentas, afirmó Napolitano. Declaró en conferencia de prensa: hemos desplegado infraestructura sin precedente, tecnología sin precedente, y personal sin precedente, para lograr estos objetivos.

El gobierno informó que desde enero de 2009 el ICE ha auditado a más de 3 mil 200 patrones sospechosos de contratar mano de obra ilegal y ha impuesto aproximadamente 50 millones de dólares en sanciones financieras. El gobierno señaló que en menos de dos años ha realizado más investigaciones que durante todo el periodo del gobierno anterior.


El gobierno resaltó que su enfoque principal es remover inmigrantes que han cometido delitos.

Pero para promotores de una reforma migratoria, el anuncio de hoy fue criticado por no abordar temas como los abusos al aplicar estas iniciativas a nivel local, ni las condiciones dentro de las instalaciones de detención para miles de inmigrantes.


l Centro de Derechos Constitucionales y la Red Nacional de Jornaleros (NDLON) criticaron hoy que algunas de las políticas de coordinación entre autoridades federales y locales para aplicar las leyes de inmigración no son tan efectivas como proclama el gobierno, y citaron documentos oficiales obtenidos dentro de la Ley de Libertad de Información que revelan que 79 por ciento de los deportados bajo la iniciativa Comunidades Seguras no son criminales, o sólo han cometido delitos menores. Peor aún, denuncian que estas iniciativas llevan a violaciones de derechos civiles, tal como ejemplifica el caso de la oficina del famoso sheriff Joe Arpaio en Arizona. Además, siguen denunciando programas como el 287 (g), que otorga a policías locales poderes para actuar como agentes de inmigración.

 


Consejo de Europa exige suspender expulsiones de gitanos a Kosovo

Noticia difundida por Dpa y publicada  el 7 de octubre del 2010

Estrasburgo. El Consejo de Europa exigió este jueves la suspensión de las devoluciones colectivas de gitanos de etnia romaní a Kosovo, en un comunicado aprobado por la institución.


El texto se muestra especialmente crítico con las medidas de expulsión masiva y con los "discursos racistas" contra los gitanos.

Antes de cualquier devolución, añade el comunicado, se deberían asegurar las condiciones de vida de este grupo.


Sin embargo, en el debate entre los 47 países que componen el consejo no se mencionó directamente a ninguno de los Estados que deportan actualmente a ciudadanos romaníes a sus países de origen, como Alemania, Francia o Italia.

Alemania ha llegado incluso a firmar acuerdos de repatriación con el gobierno de Pristina.


La declaración expresa el deber que tienen los países europeos de mejorar la situación de los gitanos.

Algunos políticos, como Marlene Rupprecht, parlamentaria del Partido Socialista Alemán, han expresado su preocupación por el aumento de los "discursos racistas" en las propias filas de los partidos.


El comisario de Derechos Humanos del Consejo de Europa, Thomas Hammarberg, dijo también que no se debería tratar a todo un grupo étnico como criminales en función de la actitud de unos pocos individuos.


El próximo 20 de octubre tendrá lugar una conferencia especial del Consejo para tratar sobre medidas concretas de ayuda a los 12 millones de romaníes.